BENEFICIOS AMBIENTALES

Producción ecológica y uso de aditivos para alimento balanceado

Evaluación del ciclo de vida de los aminoácidos esenciales suplementarios en la nutrición animal

En la mente del público, hay un continuo debate sobre los impactos ambientales de la agricultura y la producción agropecuaria intensiva, así como sobre los beneficios ambientales y costos de la producción química para la cadena alimenticia. Proporcionar a estas intensas discusiones información detallada contribuye a una comprensión sostenible de las ventajas de la producción de aminoácidos esenciales suplementarios que cubren por igual a: la mejora significativa de la calidad del alimento y alimento balanceado y la reducción sostenible de la contaminación ambiental. Por lo tanto, la pregunta sobre el potencial de la industria química para contribuir a la protección ambiental parece ser una meta viable y que vale la pena. Se necesita una mejor comprensión de la sinergia ecológica entre la producción sostenible en la industria química, protección animal, bienestar animal y consumidores finales.

La metodología de la evaluación del ciclo de vida representa un estándar científico internacional para la evaluación de todos los impactos que resultan de los procesos técnicos de producción. El impacto de la agricultura al medio ambiente es un tema interesante debido a la salud ecológica y recursos naturales. En general, los impactos de la agricultura son bien conocidos y se ha diseñado un conjunto de indicadores agroambientales para un monitoreo efectivo de materias primas renovables. Hoy en día, las evaluaciones del ciclo de vida pueden comparar el uso de aminoácidos suplementarios en la nutrición animal contra las cantidades equivalentes de estos bloques esenciales de construcción a partir de fuentes naturales de proteína, ej. harina de soya y harina de colza. El principio general que se aplica en las evaluaciones del ciclo de vida es la comparación de fuentes de alimento balanceado sustancialmente iguales. Esto significa que siempre se toman dos opciones para proporcionar las mismas recomendaciones nutricionales de los animales. Una opción cubre la demanda nutricional de los aminoácidos esenciales a través de fuentes como la harina de soya o harina de colza. La otra proporciona las mismas cantidades de aminoácidos nutricionalmente recomendados con fuentes suplementarias. Se agregan cantidades adicionales de trigo de producción nacional o local para equilibrar el contenido de energía de las diferentes dietas.

Varias evaluaciones independientes del ciclo de vida sobre el uso de aminoácidos suplementarios han mostrado, por ejemplo, una relación específica entre las emisiones causadas por la producción química y el ahorro general de las emisiones durante la aplicación de sustancias químicas específicas durante su vida útil. Esto demuestra que la suplementación de aminoácidos beneficia de manera positiva al medio ambiente. La protección ambiental y bienestar animal no son los únicos en beneficiarse del uso sostenible de los aditivos para alimento balanceado en la nutrición animal, sino que los estudios también muestran claramente que la suplementación efectiva de aminoácidos al alimento balanceado impacta significativamente el uso de la tierra cultivable. Una mejor tasa de conversión alimenticia aumenta la eficiencia de la producción y reduce la demanda de las materias primas del alimento balanceado; el uso de más de 900,000 toneladas métricas de metionina a nivel mundial puede ahorrar alrededor de 20 millones de hectáreas de tierra cultivable, lo cual es el tamaño de Bielorrusia o Senegal. Con esto en mente, se hace evidente que existe el potencial para equilibrar la creciente necesidad de una mayor producción de alimento o alimento balanceado, así como para cubrir la demanda nutricional del número de personas en continuo crecimiento en la tierra.